Connect with us

Opinión

La tragedia política del Covid19

Compartir con:

Por. Lucero Pacheco Martínez

El 11 de marzo de 2019, hace exactamente un año la OMS declaró pandemia por el coronavirus Covid-19. Han pasado 365 días, durante ese tiempo dos millones seiscientos veinte mil humanos, perdieron la vida.

¿Cómo podemos resumir este año de Covid? Pérdidas, confinamiento y vacuna. Es cierto que quizás esperábamos rapidez para pronto encontrar el antídoto contra el virus, lo cierto es que, a un año, la epidemia es manejable.

Gracias a la ciencia y tecnología sabemos que, el cubre bocas, la sana distancia, el lavado de manos, y el uso de gel es nuestra primera defensa contra el virus. Hoy la ciencia ha convertido al virus en un desafío manejable, ya tenemos vacunas; la tragedia viene de la política.

Son los políticos quienes deben equilibrar las consideraciones médicas, económicas y sociales y elaborar una política integral. La Peste Negra mató a millones, pero nadie culpó a los reyes ante el fracaso, no había forma. Hoy la ciencia y tecnología dan herramientas para detener al Virus, incluso sin tener vacunas, con medidas implementadas por los gobiernos se puede frenar, la responsabilidad pues, esta sobre los hombros de los políticos. Quizás por eso a muchos no les gusta la ciencia.

Hoy podemos analizar en retrospectiva, cómo actuaron nuestros gobiernos ante la crisis. Y quizás nos demos cuenta que hay demasiados políticos que no han estado a la altura de la responsabilidad.

Por ejemplo, el ex presidente de EE. UU., y Bolsonaro en Brasil minimizaron el peligro, se negaron a prestar atención a los expertos y, en cambio, vendieron teorías de conspiración. No se les ocurrió un plan de acción federal sólido y sabotearon los intentos de las autoridades estatales y municipales para detener la epidemia. Lo mismo pasó en México, con “Ya saben quién”.

Esta semana, México Elije publicó un estudio de opinión que mide la aprobación del presidente ante el manejo de la crisis por Covid. En Michoacán por ejemplo, Silvano Aureoles Conejo obtuvo 60 por ciento de aprobación en el manejo de la epidemia del COVID-19. casi seis puntos más que el presidente.

Claro, en Michoacán se escuchó a los especialistas, se hizo uso de herramientas tecnológicas, se hizo una buena gestión política, si bien, el desempeño ha sido mucho mejor que el Gobierno Federal; adelantar suspención de clases, la Ley de Uso obligatorio de cubrebocas y aislamiento, fueron algunas de las medidas que ayudaron a frenar los cotagios.

Hoy la vacuna impone nuevos restos a los gobierno y líderes. En México está siendo un caos, por la mala gestión política.

Así que, si el Covid-19 continúa propagándose en 2021, ya con toda la experiencia de un año; no será un castigo divino. Será un fracaso humano y, más precisamente, un fracaso político.

Al tiempo.

Compartir con:

Más leídas