Connect with us

Internacionales

Informe alerta que la escasez generalizada de agua dulce en la Tierra se hará realidad muy pronto

Published

on

El río Colorado a su paso por la Curva de la Herradura, en Page, Arizona, EE.UU., el 11 de febrero de 2017. Rhona Wise / AFP

El estudio plantea como principales causas de este fenómeno el aumento de la población mundial y el cambio climático.

EE.UU. tiene 204 cuencas que abastecen al país de agua dulce. De ellas, 96 no estarían en condiciones de cumplir con el suministro habitual a partir de 2071, revela un estudio de la publicación Earth’s Future. Este señala como principal causa de la escasez al cambio climático y el aumento de la población.

“Muchos estados de EE.UU. tendrán menos agua con el tiempo”, explicó Thomas Brown, investigador del Servicio Forestal de EE.UU. y uno de los líderes del trabajo. A su juicio, las cuencas más afectadas serán las del centro y el sur de las Grandes Llanuras, el sudoeste y el centro de la región de las Montañas Rocosas, California, algunas zonas del sur, como Florida, y el medio oeste.


Las Montañas Rocosas cerca de Pagosa Springs, Colorado, el 14 de mayo de 2015. / Mladen Antonov / AFP

El agravamiento de la sequía que sucederá dentro de poco más de cinco décadas estará vinculado con la creciente demanda de una población en aumento y con el cambio climático, que originará una mayor evaporación y menos precipitaciones en algunos estados. Incluso, el aumento de la temperatura anulará el efecto de mayores lluvias que se prevé que haya en otras regiones.

Según los modelos que proyectaron, 83, 92 y 96 cuencas podrían sufrir escasez en sus niveles mensuales en los períodos 2021-2045, 2046-2070 y 2071-2095 respectivamente.

¿Cómo revertir la situación?

Para revertir esta situación, explicaron, es necesario modificar las costumbres en cuanto al uso de agua. Fundamentalmente en la agricultura, responsable del 75 % del consumo anual en EE.UU., y en la industria.

Por eso, Brown y su equipo aseguraron que se debe reformular la manera en la que se utiliza el recurso y aumentar la eficiencia en su uso.

Ovejas pastan en un campo seco, cerca de McFarland, en el Valle Central de California, el 24 de agosto de 2016. / Robyn Beck / AFP


Un problema repetido

El estudio sobre el futuro del agua en EE.UU. se suma a otros que ya advirtieron sobre la situación a nivel global. Expertos de la NASA explicaron que entre 2003 y 2013 fue extraída más de la que logró recuperar la mayoría de los acuíferos subterráneos más grandes del mundo, que suministran el 35 % de la utilizada en todo el mundo. “La situación es bastante crítica”, afirmaron.

Otro informe detalla que esos acuíferos “tardan muchísimo más en responder al cambio climático que el agua en la superficie”. “La mitad de las corrientes subterráneas del planeta responden dentro de una escala de tiempo humana de 100 años”, señaló el profesor de la Universidad de Cardiff (Reino Unido) Mark Cuthbert. Por lo tanto, definió a ese “largo legado” como “una bomba del tiempo medioambiental”, ya que cualquier impacto en su reposición, que depende de las lluvias, se manifestará “mucho tiempo más tarde”.

El Banco Mundial también aborda el tema en su informe ‘Cambio climático, Agua y Economía’, de 2016, que señaló que para el 2050, la disponibilidad de agua potable será de un tercio de la actual, por lo que agregó que la escasez tendrá graves repercusiones en la economía.

Por su parte, el Informe Mundial de Naciones Unidas sobre el Desarrollo de los Recursos Hídricos de la Unesco también advierte que para 2050, 5.700 millones de personas —cerca de dos tercios de la población mundial— sufrirán sequías, superando a los 3.600 millones que padecen el problema en la actualidad. El estudio aseguró que el crecimiento de la población, los cambios en el consumo y el desarrollo económico hacen que la demanda mundial aumente un 1 % cada año.

actualidad.rt.com

Continue Reading
A %d blogueros les gusta esto: